NOTA AUTOBIOGRÁFICA:

Soy Germán Rengifo Marín, 48 años de edad Psicólogo de la Universidad del Valle,Colombia (1990) Especialista en salud ocupacional de la universidad Libre (1997) Máster en psicología clínica y psicoterapia de la Fundación universidad Miguel Servet, de Madrid (2005), con especialización en hipnosis clínica, psicoterapia breve, terapia de interacción reciproca, medicina psicosomática y psicología de la salud y trastornos del comportamiento alimentario. Miembro de número del Instituto Europeo de Psicoterapias de tiempo limitado. En España y Colombia he tenido mucha aceptación como psicoterapéuta, por la rapidez y efectividad en problemáticas como: depresión, adicciones, fobias, obsesiones, ansiedad,problemas sexuales, trastornos alimentarios, problemas psicosomáticos,inestabilidad emocional, problemas de inadaptación, estrés, etc. A nivel empresarial me he distinguido por los cursos y talleres prácticos en manejo del estrés,comunicación, liderazgo, Relaciones Interpersonales, Comunicación efectiva,Trabajo en equipo, manejo del tiempo, Creatividad, Solución de conflictos, Los siete Hábitos de las personas altamente efectivas, Mejoramiento en la Calidad de Vida,Economía Familiar, Psicología de la emergencia, etc. En los últimos años he sido co creador holístico, formando parte de un grupo multidisciplinario, dedicándome principalmente a la atención en psicoterapia, capacitaciones en manejo de estrés laboral, mejoramiento en la calidad de vida, productividad y retiros espirituales. El éxito de mi trabajo está avalado por 25 años de experiencia en la terapéutica emocional.

MI BLOG


EL PODER DE LA VISUALIZACIÓN

Por: Germán Rengifo Marín

Germán Rengifo Marín

Hace dos años que salí del hospital, he mantenido la motivación en seguir cumpliendo con mis entrenamientos, estoy buscando alcanzar un punto medio entre los extremos, entrenar mucho o muy poco. Hace unos meses exageré tanto que baje de peso, sintiéndome cansado o con sueño a diario, por lo que tuve que descansar unos días y volver a empezar lentamente, dedicando especial atención a mantener disciplina en los espacios de las comidas, los entrenamientos y el reposo.

Al aparecer nuevos deberes que nos impone la cotidianidad tendemos a restar tiempo a la rehabilitación, lo que es un error, pues como he dicho antes llegamos hasta donde caigamos presa de la comodidad. En palabras de Osho: "todos los grandes inventos los hacen los aficionados, nunca la gente experta -es bueno alcanzar una habilidad, pero no es bueno acostumbrarse a ella para siempre- inventad cualquier cosa, añadid algo nuevo, volved a ser libres del patrón en el que habéis caído, lo que significa ser libres de vuestra habilidad y volver a ser aficionados. Eso requiere coraje y agallas, pero así es como se torna hermosa la vida".

Volverse un experto en manejar la silla de ruedas o los bastones puede ser peligroso si no seguimos avanzando como aficionados en actividades que requieran un mayor esfuerzo de parte nuestra, al prescindir de estas ayudas.

En mi experiencia después de pasar dos meses acostado empecé a dominar comer acostado, y mover con precisión mis brazos para alcanzar cualquier cosa que necesitara. Cuando me levantaban en la grúa en el Hospital de la Princesa, donde fui operado, y me sentaban en un sillón dos horas era todo un calvario, todo el tiempo sufría un dolor impresionante. Y cuando me sentaron en la silla de ruedas comencé a sentir la realidad que vivía en grado sumo: siendo como era un paso mas, en ese momento se torna desmoralizador.

Afortunadamente las cosas no se quedan allí, y comencé a adquirir destrezas con la silla de ruedas. Aunque después de ser trasladado al Hospital de Toledo tuve que permanecer algunas semanas en cama, los métodos fueron diferentes para llegar a coger la silla de ruedas y empezar con toda la rehabilitación conducente a aprender a caminar de nuevo. Desde adaptarse a estar en posición supina, bloquear las rodillas, despertar el reflejo de caminar con el Lokomat, ir a las paralelas con caminador, hasta llegar a usar los bastones fuera de las paralelas, todos fueron pasos, momentos de llegar a ser experto y lanzarse como aficionado a una nueva conquista.

Esa nueva conquista que es como un peldaño o un escalón mas en ese continuo de crecimiento y superación llamado progreso. Así como la respiración nos ayuda a conectar con el momento presente, centrándonos en lo que podemos hacer, haciéndonos mas influyentes sobre la capacidad de logro, la visualización prepara el camino para el siguiente paso, para la siguiente meta.

La visualización consciente en un medio muy poderoso para hacer realidad un deseo. Es motivo de desconocimiento este hecho, llegando a confundirse con la mera superstición.

Estudios científicos recientes revelan que la mente puede incluso llegar a reparar el sistema nervioso y cualquier órgano del cuerpo, así como también puede influir en que el organismo enferme, como lo ha venido estudiando la medicina psicosomática desde hace varios anos.

No existe forma alguna en el Universo que no haya sido mantenida conscientemente, a manera de un retrato en la mente de alguien. Todo lo realizado por el hombre primero ha tenido que ser visualizado y luego deseado, para ser creado.

El mismo hombre ha sido creador de su mundo exterior y de su propio cuerpo, igual que como en los animales domésticos se han manipulado las razas. Por ejemplo, todo el cambio que va generando la ciencia en la forma de vida del hombre, incluyendo los medicamentos, trabajo, alimentación, vivienda, influye constantemente a nivel físico, mental y emocional, lo que a la vez determina también de que se enferma, y los medicamentos que se emplean para su recuperación.

A medida que esto ocurre el hombre se va alejando de su mundo natural, que es donde existe la conexión con su interior. Lo que se le vende como realidad condiciona cada vez mas su distanciamiento de lo esencial: se le venden formas de estar que lo llevan cada vez mas a una separación con su ser.

Practicar conscientemente la visualización es una llamada a reclamar nuestro propio poder, a hacernos participes conscientemente de lo que somos: hijos de las estrellas, creadores de nuestro mundo.

Voy a compartir un ejercicio por medio del cual se puede desarrollar, controlar conscientemente y dirigir las visualizaciones para obtener resultados definidos:

  1. Determinar que se desea manifestar que sea algo positivo, constructivo, digno del tiempo y el esfuerzo. Que los motivos, los deseos concentrados y la intención sean claros, precisos y concisos...

    Escoge lo que es necesario mejorar a través del proceso de visualizar en tu mente, diseñar y traerlo a la manifestación física.
  2. Declararlo en palabras, escribirlo. Para asi tener un registro grabado en el mundo exterior, visible y tangible.
  3. Cerrar los ojos y ver dentro de tu mente una imagen mental de tu deseo, en su perfecta condición de actividad terminada de crear.

La actividad de Ver y el Poder de crear, son atributos de tu Ser, el cual tu conoces y sientes en ti en todo momento.

La Vida, la existencia o Dios, como quieras llamarlo, están actuando dentro de tu conciencia para impulsar hacia afuera, al mundo exterior, el cuadro que tu estas viendo y sintiendo dentro de ti.

Date cuenta de que la habilidad de visualizar forma parte del intelecto, estando en el sentir y experimentar como real el verdadero poder de la creación, de la manifestación.

Relee tu plan, o tu deseo tantas veces como te sea posible durante el día y siempre justamente antes de dormirte, para potenciarlo con la ayuda del inconsciente, permitiendo que se grabe profundamente en la actividad exterior, dejando que se acumule y se genere la fuerza que lo va a impulsar a la experiencia exterior de vida.

Desde un cuadro de consciencia, el deseo se lleva hasta el momento antes de dormirse, para que se conecte con la no manifestación o gran silencio, que ayudados con la visualización, la contemplación, el sentimiento y cuadro mental, adquiera la carga suficiente para hacerse manifiesto en el exterior.

Tu tienes que formular tu propia decisión y apoyar tu propio decreto con toda tu fuerza. Esto significa que no debes dudar. Por esto debes saber y sentir que es la misma existencia la que esta deseando, sintiendo, manifestando a través de ti.

Debe haber una fusión entre tu y la misma creación. Cada vez que te sientes separado, rompes la manifestación. Cuando entras en ese estado de conexión, es donde tu cuerpo se regenera ocurriendo lo que han llamado las curaciones espontáneas.

En realidad, el mero hecho de respirar es un milagro. Estar vivos representa la danza de millones de células unidas para un solo fin, que nuestro cuerpo funcione … !Añadir la visualización de lo que queremos cambiar o mejorar es simplemente redirigir ese "milagro" que experimentamos cada día!

Artículo publicado en el num. 22 de INFOMÉDULA

Página principal | Relaciones| Literatura | Ocio y Accesibilidad| Investigación| Otros| Contacto
Versión 4.0 | © Reservados derechos | E-mail | Anti Spam